22 | may | 2013
Nota por: Alejando Valadez
| Fotografía por: School of Rock
ETIQUETAS
Subir al escenario por primera vez

En un día variado con sol, nubes, y hasta un chubasco pasajero, arrancó la primera edición del SchoolFest. La convivencia se desarrollo en el Jardín Central de Vía Cordillera.

Los primeros en llegar fueron la comunidad de School of Rock y así continuaron llegando amigos y vecinos de Valle Poniente. Se fueron sumando las familias y, poco a poco, el ambiente se llenó de música y niños corriendo.

El SchoolFest fue una ocasión muy especial. Fueron muchas primeras veces para todos los que participamos en este evento. Ver a un niño a punto de subir al escenario por primera vez fue un momento único que se quedará en nuestros recuerdos por muchos años. Ver a ese niño bajar del escenario después de vivir la experiencia de presentarse frente a 400 personas, fue presenciar el momento en que se hace grande como persona, el momento en que entendemos que el trabajo, el esfuerzo y la dedicación valen la pena, el momento que recordaremos por el resto de nuestras vidas.

El Jardín Central de Vía Cordillera con su forma de valle dio la oportunidad a los padres de familia de soltar a sus hijos y dejarlos jugar libremente con las actividades y el resto de los niños. A esta seguridad y tranquilidad se le agregó la cerveza y las botanas para ofrecerles a todos los que asistieron una atención y consideración para pasar un buen momento en familia.

Fue común ver vehículos deteniéndose sobre la Avenida Alfonso Reyes, o disminuyendo su velocidad para ver lo que pasaba en Vía Cordillera. Pudimos encontrar a vecinos de colonias cercanas a Valle Poniente que se enteraron por haber pasado rumbo a sus casas.

El programa incluyó tributos a bandas de los 80’s, Radiohead y The Black Crows. Para los músicos, quienes vivieron la presentación de School of Rock detrás del escenario fue una experiencia única. La emoción, el miedo, la incertidumbre y muchos sentimientos que pasan por la cabeza son el motor que nos impulsa a conseguir metas, que nos inspira a soñar, a creer. Tener la oportunidad de vivir estos aprendizajes con un grupo de personas que comparten la misma pasión por la música, acompañados de nuestras familias es, sin duda, clave para el desarrollo de cualquiera de nosotros.

Seguramente el aprendizaje y la motivación que nos llevamos nos impulsara a seguir haciendo de SchoolFest un evento uno único y cada vez más importante. Fue el primero de muchos eventos por venir, indispensables para desarrollar el talento, la creatividad y la calidad de vida de toda la comunidad gracias al apoyo generoso de las organizaciones que se sumaron.

Share

MaloRegularBuenoMuy buenoExcelente (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
ARTÍCULOS RELACIONADOS
KEEP IN TOUCH
SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER