27 | mar | 2011
Nota por: Vive Inteligente
| Fotografía por: Stock
ETIQUETAS
Somos lo que comemos

¿Alguna vez te has detenido a realmente pensar en esta frase? Absolutamente todo lo que ingerimos (líquido y sólido) da forma a nuestro cuerpo, lo nutre y lo alimenta, o por el contrario, lo desgasta y avejenta. Muchos nutriólogos, doctores y científicos han investigado por años la relación entre la comida y las nuevas enfermedades que como humanidad enfrentamos. La obesidad es un problema mundial y muy local (puesto que somos el país con el penosísimo primer lugar en obesidad) y está directamente relacionado con nuestros hábitos alimenticios. Tenemos muy poca conciencia de lo que comemos, dónde comemos y de qué forma lo hacemos. Si comer es una actividad tan importante (puesto que de cierta forma, nos mantiene vivos), ¿no sería bueno que nos fijáramos más en lo que le damos a nuestro cuerpo para funcionar?

El otro día leía un comentario del Dr. Alejandro Junger, un médico uruguayo que ha orientado su práctica hacia la alimentación inteligente y sana, que proponía el siguiente experimento: “regar” una planta diariamente con un refresco de cola light y otra planta con agua. Esperar un mes y ver los resultados. ¿Cuáles crees que serían? ¿Piensas que con tu cuerpo sería diferente? Evidentemente somos seres que provienen de la naturaleza y como tal debemos buscar opciones que nos acerquen más a ella, no que nos alejen. No se trata de convertirse en vegetariano forzosamente o cambiar radicalmente, simplemente de ser conscientes de que nuestro cuerpo es nuestra casa y como tal, debemos mantenerlo limpio y en orden, si esperamos vivir sanos. Comienza por apuntar en una pequeña libreta lo que comes diariamente y luego evalúa si realmente son las mejores opciones para ti.

Te sorprenderás con los resultados.

Share

MaloRegularBuenoMuy buenoExcelente (4 votos, promedio: 4,00 de 5)
ARTÍCULOS RELACIONADOS
KEEP IN TOUCH
SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER